Obtén Su gracia, misericordia y paz

Salmo 103:1-4Bendice, alma mía, al SEÑOR, y bendiga todo mi ser su santo nombre.
Bendice, alma mía, al SEÑOR, y no olvides ninguno de sus beneficios.
El es el que perdona todas tus iniquidades, el que sana todas tus enfermedades;
el que rescata de la fosa tu vida, el que te corona de bondad y compasión;

gracia misericordia y pazPalabras como gracia y paz son encontradas en todos los saludos del apóstol Pablo que envía en las cartas a las iglesias; y en las cartas a Timoteo y Tito, también agrega misericordia: “Gracia, misericordia y paz de Dios Padre y de Cristo Jesús nuestro Señor.“(2 Timoteo 1:2). Vamos a examinar estas palabras:

La gracia es lo que nuestro Santo Dios da, y que nosotros, siendo pecadores, no lo merecemos. En Hechos 17:25, aprendemos que “Él da a todos vida y aliento y todas las cosas“. Esos regalos incluyen nuestro próximo aliento. Aun en nuestro momento más oscuro, Dios nos da fuerza para que podamos resistir.

Misericordia es cuando Dios deja de hacer lo que merecemos. En Lamentaciones 3:22, “Por el gran amor del Señor no somos consumidos.” Por más que seamos rebeldes, Él nos da tiempo y nos quiere ayudar para que volvamos a Él.

Paz es lo que Dios le da a su pueblo. Jesús dijo:  La paz les dejo; mi paz les doy. Yo no se la doy a ustedes como la da el mundo. No se angustien ni se acobarden. ” (Juan 14:27). Aun en la peor etapa de nuestra vida, tenemos paz interior porque Dios tiene el control.

Podemos tener la confianza de que a lo largo de nuestra vida, Dios nos va a dar la gracia, misericordia y paz que necesitamos para vivir para Él.

Quizás Te Interese:

salud ad

Comenta

Responde

CommentLuv badge