Es por la mano de Dios

Jueces 7:2Y el Señor dijo a Gedeón: El pueblo que está contigo es demasiado numeroso para que yo entregue a Madián en sus manos; no sea que Israel se vuelva orgulloso, diciendo: “Mi propia fortaleza me ha librado.

manosLos comandantes militares siempre quieren tener suficientes tropas para cumplir con su misión. La mayoría prefiere tener demasiadas, no unas pocas, pero no todos concuerdan sobre cuántos soldados serán suficientes para conseguir la victoria.

Cuando Gedeón reclutó un ejército de 32.000 hombres para enfrentarse a los que oprimían a los israelitas, el Señor le dijo: “El pueblo que está contigo es mucho para que yo entregue a los madianitas en su mano, no sea que se alabe Israel contra mí , diciendo: “Mi propia mano me ha salvado”.

Así que el Señor comenzó a reducir el ejército de Gedeón a 300 soldados, entonces, fue allí donde el Señor dijo a Gedeón que lo salvaría, y entregaría a los madianitas en su mano. Y así sucedió.

En nuestra vida de fe, nuestros recursos puede convertirse en el enemigo de la confianza. Dios quiere que dependamos de Él, no por nuestra propia fuerza, tanto financiera como física, o intelectual.

Cuando el Señor reduce nuestros recursos de “32.000 a 300”, no es un castigo, es la preparación para que Él sea glorificado a través de nuestras vidas a medida que reconocemos yconfiamos en su poder.

Él es capaz de vencer a cualquier enemigo.

Quizás Te Interese:

salud ad

2 Comentarios

Responde

CommentLuv badge