Amor para compartir

1 Juan 4:11 “Queridos hermanos, ya que Dios nos ha amado así, también nosotros debemos amarnos los unos a los otros.”

 

rubias abrazandose amor de DiosEn el comienzo de mi matrimonio, yo creía que sabía el atajo al corazón de mi esposa. Llegué a casa una noche con un ramo de una docena de rosas rojas detrás de mi espalda. Cuando le presenté las flores, ella me dio las gracias amablemente, olió las flores, y luego los llevó a la cocina, cosa que  no era exactamente la respuesta que esperaba.

Fue una lección de introducción a la realidad de que las flores no es la lengua materna del amor de mi esposa. Mientras ella agradeció el gesto, ella estaba calculando mentalmente el costo de un ramo de flores costoso para una pareja joven que estudiaba en el seminario. Y como he descubierto a través de los años, ella está mucho más interesada en mi tiempo y atención, lo cual vale muchísimo más que un ramo de flores (aunque claramente, esos detalles materiales también suman y son un lindo regalo para dar algunas veces). Cuando me dedico a ella de manera ininterrumpida y atenta, ahí es cuando realmente se siente amada.

¿Te has preguntado alguna vez cómo Dios quiere que demostremos que lo amamos? Tenemos una pista cuando leemos: “El que ama a Dios, ame también a su hermano” (1 Juan 4:21). Es así de simple. Una de las principales formas en que mostramos nuestro amor a Dios es amando a nuestros hermanos en Cristo y, sin dudas, también a nuestra esposa. Cuando realmente practicamos el amor, eso le da placer a nuestro Padre celestial.

Así que ten oportunidades para decirle a Jesús que lo amamos. Él es infinitamente digno cueste lo que cueste.

Quizás Te Interese:

salud ad

Comenta

Responde

CommentLuv badge